• mireiaasensio

Cultura, Educación y Salud Mental ¿nos encontramos?

Reflexionamos sobre la Jornada de Accesibilidad y Diversidad. Cultura y Salud Mental de Apopa Cultura, y en relación a nuestro trabajo como artistas pedagogas.


En el proyecto de ciencias sociales a través de las artes escénicas en 3º y 4º de ESO que estamos realizando en el Instituto Mare de Déu de l'Assumpció de Badalona, hemos estado trabajando con la máscara neutra. En este contexto relacionado con el descubrimiento de América, la propuesta fue nacer en un nuevo mundo, llevar al cuerpo la experiencia de conquistadores y conquistados, teniendo en cuenta que todos llevamos la misma máscara neutra. Ella nos invita a estar juntas sin más, como iguales, sin embargo empezamos a registrar que los cuerpos no son iguales y no se mueven igual.


Las artes escénicas, nos invitan a vivenciar e investigar los hechos de la historia, pero también a indagar en las relaciones interpersonales y a reflexionar en la diferencia y en lo que eso significa.


Conseguir ser libres de estigma y generar nuevas oportunidades es prioritario para los colectivos que trabajan en salud mental. Así mismo en nuestro trabajo como artistas pedagogas, sabemos que la intersección entre cultura, práctica artística y educación contribuyen enormemente al campo de la prevención y al fortalecimiento de la salud mental.


A través de la práctica artística exploramos el territorio emocional, donde se observan los estigmas, los prejuicios, nuestras creencias y valores, nuestros sueños y deseos. Por ejemplo, en el proyecto La Cápsula del Tiempo del Coronavirus ArTec20 utilizamos las artes aplicadas, y en particular las artes escénicas y el video, para crear espacios de seguridad, para fortalecer las relaciones, la confianza y reducir la ansiedad y el aislamiento de las y los adolescentes durante el confinamiento y la pandemia del Covid-19.


Estamos en un momento donde hablamos más alto sobre la cultura como un derecho fundamental para todas y todos. Y por otro lado, existe el derecho a ser vista y reconocida por lo que eres, libre de estigmas y de etiquetas.

Como artistas pedagogas, creemos es necesario ofrecer experiencias educativas para que las personas se acerquen a estos derechos. La práctica artística, permite generar estas relaciones y contribuir a la prevención y recuperación en la salud mental de las personas.




La Jornada de Accesibilidad y Diversidad. Cultura y Salud Mental dirigida a profesionales de la cultura, fue una oportunidad de conocer de que manera diferentes sectores en el campo de la salud mental están colaborando con la cultura y la práctica artística, para ofrecer nuevas oportunidades a las personas que conviven con un trastorno mental.


"Partimos de la idea que la cultura no es solo necesaria, sino imprescindible en nuestras vidas. La cultura nos ayuda a construir una sociedad saludable, respetuosa y comprometida con las personas que conviven" (Apropa Cultura, Jornada de Accesibilidad y Diversidad. Cultura y Salud Mental. 3 de Noviembre 2020 )

Escuchamos a profesionales de la acción social y de la salud que trabajan desde la cultura, el arte y la comunidad. Hubo la participación de profesionales de museos creadores y creadoras de proyectos y programas culturales de la mano de entidades sociales de salud mental. También participaron personas que conviven con sufrimiento mental y que compartieron sus vivencias, necesidades y deseos en relación a la cultura.


Fue una jornada hermosa, motivadora, inclusiva, de sensibilización, de compartir experiencias clave y de propuestas hacia una alianza más fuerte con el mundo de la cultura y del arte como agentes activos en la salud mental.


Escuchamos lo que se entiende por cultura por personas que han sufrido estigma y se han recuperado a través de actividades culturales y artísticas.


El respeto, la empatía, el aprendizaje, la escucha y el placer son palabras clave cuando hablamos de cultura.

Fue motivador conocer a los profesionales en la acción social y desde la salud que trabajan desde la cultura, el arte y la comunidad. Observar los museos como espacios de curación y recuperación, con la experiencias del Museo Von Thyssen Bornemisza, Museu d’Art de Cerdanyola con sus programas de inclusión y sensibilización.


También se compartieron experiencias de proyectos de las artes escénicas como el trabajo teatral de CIA Fil a l’Agulla que trata sobre el dolor y la esperanza y nos permite reflexionar sobre lo que llamamos estigma.



El encuentro de tres mundos: salud, cultura y educación


Palabras como participación, inclusión, creación de espacios seguros se pronunciaron frecuentemente durante la jornada. A diferencia de una intervención directiva o enfocada en la medicalización, la propuesta de este trabajo transversal es unir lo que hemos aprendido en los tres ámbitos, y explorar las maneras que cada uno, ofrece una visión más amplia y rica hacia la salud mental.


En relación a la prevención y la recuperación, Sergio Guzmán nos habló de la importancia de sentirnos ocupados, de tener una estructura y un propósito que nos da significado y actividades que nos dan satisfacción y placer. La habilidad es saber elegir lo que queremos y los agentes culturales nos pueden ayudar a encontrar lo que nos gusta.


"La participación es importante para construir la propia diversión" (Sergio Guzmán, terapeuta y coordinador de programas del Instituto de Neuropsiquiatría del Parc de Salut Mar, Barcelona)

"La participación y la inclusión también pasan por dejar de demandar servicios a ser constructor de servicios" (Alberto Gamoneda, Área de Educación del Museo Thyssen Bornemisza, Madrid)

Este es un acto de coger conciencia de los que nos ocurre, para empoderarnos y ser más capaces de decidir, construir y generar por nosotros mismos.


Por otro lado los espacios de seguridad y confianza son necesarios como vimos en el Proyecto Locus de Nada Colectivo; la creatividad se explora desde los márgenes, desde espacios que se han generado para ser espacios de seguridad y contención.




¿Cómo unimos los tres mundos? ¿y cuál es la relación con las artes escénicas aplicadas?


En el contexto de las artes escénicas aplicadas, participación, inclusión y espacio seguro son sin duda características fundamentales de nuestra práctica, así como la posibilidad de trabajar con colectivos diversos, acceder a distintos espacios (no convencionales) y generar un cambio individual, comunitario o social.


Las cápsulas teatralizadas ArTec20 nos permiten trabajar con obras literarias que permiten acercarnos al simbolismo de la narrativa y explorar temas como la incertidumbre, la resilencia, la ansiedad y el aislamiento, así como abordar situaciones de riesgo y desigualdad.




Dentro del contexto educativo, la práctica artística, desde este enfoque aplicado, participativo, humanista y transversal, permite un aprendizaje centrado en la persona. Una manera de aprender donde los participantes escogen diferentes opciones, un aprendizaje significativo y vivo, que como vemos, se acerca a la idea de participación e inclusión que nos expresaron las ponencias de la Jornada d'Apropa Cultura. En mi opinión, faltó la representación del sector educativo que también persigue la integración de la práctica artística dentro y fuera del aula.


No solamente en la integración de la práctica artística como un derecho (Educar en la Pràctica Artística, un dret irrenunciable Aliança Educaci 360, 2020) pero también ejemplos prácticos, proyectos y programas orientados a la prevención y a la salud mental y de la mano de profesionales en las artes aplicadas en el contexto educativo.


Escuchando las diferentes intervenciones, ponencias e intervenciones, destaca la importancia de creer en lo que hacemos, de motivarnos y dar significado a nuestro trabajo. Las intersecciones entre cultura, práctica artística, educación y salud mental necesitan de puentes y alianzas para salir adelante. Creer en ello y ser creídas y escuchadas y sobre todo, no gastar energía luchando contra una institución o lugar donde hay resistencia.


Es sin duda un trabajo que requiere de esperanza y de ilusión y pasión por compartir los beneficios que pueden aportar la cultura, el arte y la práctica artística. Cómo decían Ana Abad y María Salazar del Centro de Apoyo Social Comunitario de Latina, "necesitamos ponerle mucho corazón". Me llevo también lo que pide a la cultura una persona que ha sufrido y se está recuperando de un trastorno en salud mental:


"Lo que le pido a la cultura es tirar adelante" (testimonio de una de las participantes en la Jornada )


Enhorabuena a Apropa Cultura por organizar y ofrecer esta Jornada que marca sin duda nuevos encuentros entre profesionales de diferentes ámbitos pero con un vínculo común; la creencia que cultura y práctica artística es un derecho y también aquello que nos da satisfacción, placer, bienestar y salud mental.


EDUCAR EN LA PRÀCTICA ARTÍSTICA UN DRET IRRENUNCIABLE (2020) se puede consultar en la web de l'Alliança Educació 360

25 views0 comments

Recent Posts

See All